En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Informativa
  Movimiento 15M
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Urkullu dice que aunque está en contra del ejército español, lo suyo es que los atuneros vascos lleven militares españoles

...y aunque no le gusta comer lentejas, exije que le den de comer lentejas...

Sección:Informativa
Miércoles 21 de octubre de 2009 2 comentario(s) 1508 visita(s)

Urkullu dice que, aunque PNV «cuestiona» al Ejército, éste debe custodiar los barcos porque Euskadi paga Cupo

El presidente del EBB del PNV, Iñigo Urkullu, manifestó que, aunque su partido está en contra de «determinadas demostraciones del Ejército español» y «cuestiona» su presencia en Euskadi, la petición de que infantes de marina se embarquen en los atuneros que faenan en aguas del Índico es «sensata», porque Euskadi paga el Cupo al Estado. Seguir leyendo el arículo.

En una entrevista concedida a Punto Radio, recogida por Europa Press, Urkullu mostró su preocupación por «lo que pueda ser la suerte de los pescadores del Alakrana y la suerte que en el futuro puedan tener todos aquellos que se dedican a su labor diaria, a ganarse la vida y a la seguridad con la que puedan hacerlo».

En este sentido, defendió la presencia del Ejército en los barcos y criticó «la actitud que, desde el principio, ha tenido el Gobierno español» en este asunto, además de «la actitud dubitativa del Gobierno vasco». «Nosotros, que estamos en contra de lo que son determinadas demostraciones del Ejército español y también ponemos muy en cuestión al propio Ejército español en la Comunidad Autónoma Vasca, que hayamos reivindicado que esté en los pesqueros, sé que ha podido llamar la atención, pero lo hemos hecho con absoluta consciencia y sensatez», apuntó.

El líder jeltzale recordó el Cupo que Euskadi paga al Estado y que una parte se destina al Ejército. «Y si el Ejército español tiene como objetivo garantizar la seguridad de los ciudadanos españoles, creo que los vascos todavía, hoy por hoy, somos ciudadanos españoles», añadió. A su juicio, hay una necesidad de que los infantes de marina estén en los barcos ante «la inseguridad que se está viviendo en el Oceano Índico y en las aguas continentales».

«Es la UE la que tiene que tomar también medidas en el asunto porque estamos hablando de aguas continentales e internacionales y son propuestas que van más allá de lo que es la propia seguridad de unos pescadores determinados, de unos pesqueros de una nacionalidad determinada, al margen de que Francia tenga incorporados los militares en sus barcos pesqueros y España no», señaló.

MANIOBRAS DEL EJERCITO

Iñigo Urkullu manifestó que el Ejército «está en su derecho» de hacer maniobras en Euskadi, aunque consideró que, cuando las realiza, debería comunicarlo a los responsables de los municipios, pero afirmó que otra cosa es «hacer una ostentación que llegue a ser una agresión visual, simbólica, pretendida».

«Y que, luego, den pie a las utilizaciones que estamos viviendo, por ejemplo, por la plataforma ’España y Libertad’ con la lazada española en la Cruz del Gorbea, tocando lo que es un símbolo que la mayoría de los vascos queremos preservar de cualquier utilización. Eso ya es una agresión», concluyó.

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   

Comentarios


  • Guerra entre piratas

    23 de octubre de 2009, por Anarcosindicalista

    (Traducción del Solidaridad Obrera 341)

    Mientras el fondo marino se agota, el ejército español envía tropas para proteger a los empresarios acostumbrados a robar pescado sin problema.

    Desde que se empezaron a construir barcos-fábrica y cámaras de ultracongelado para los pescadores de alta mar, ha hecho un gran salto la industria pesquera del Estado Español, siendo este tradicional imperio uno de los principales países pesqueros del mundo, es decir, uno de los principales piratas del ecosistema.

    Por mencionar los principales grupos empresariales que en España conforman un grupo de poder determinante de la política internacional del Estado, podemos decir que entre PESCANOVA, FREIREMAR, AMASUA, IBÉRICO DE CONGELADOS, PEREIRA, BANCHIO, JEALSA RIANXEIRA, CALVO, FRINSA DEL NORTE , GARAVILLA y pocos más, se comen buena parte de los océanos de todo el mundo con sus 800 barcos de intervención internacional, aparte de los 16.000 que siguen limpiando nuestras costas.

    Cada año estas pocas empresas extraen más de medio millón de toneladas de pescado (500.000.000 Kg.), en un negocio que ya mueve 34.000 millones de euros anuales.

    Los principales colectivos inmigrantes que desde hace un par de décadas vemos venir de África hacia nuestras tierras, nos explican que en su casa no hay trabajo, y en sus costas se acabó la pesca. El pescado no llega a la costa porque que el Estado Español ya hace tiempo que establece «acuerdos» con gobiernos como el de Marruecos, Argelia, Senegal, Nigeria o Gambia, según los cuales los barcos-pirata de capital español pueden hacer lo que les plazca y sin restricción en sus aguas.

    Pero incluso en las costas africanas se está acabando ya el pescado para los grandes barcos, y deben recurrir a las últimas grandes reservas del mundo, situadas principalmente en el océano Índico.

    Las costas de Somalia ven pasar cada día por sus costas del océano Índico los buques de los países ricos cargados de todo tipo de recursos naturales, logrados después de colonizaciones, guerras y golpes de estado teledirigidos. En la misma Somalia los países de la OTAN estuvieron introduciendo armamento para alimentar la guerra contra el comunismo del país vecino, Etiopía. Desaparecida la influencia económica y militar de la URSS en la zona, Somalia se encuentra todavía en guerra y con milicias armadas hasta los dientes.

    Sea cual sea la oposición, el capital necesita recurrir a la fuerza de la violencia para seguir robando todo, y desde hace unos meses que la prensa nos ha preparado para justificarse la intervención militar directa del Ejército Español.

    Resulta que varios soldados y guerrilleros de Somalia han decidido «robar al ladrón» asaltando los barcos del Norte, y ahora los ejércitos más interesados (Francia y España) corren para proteger los intereses que ya sabemos.

    Compañeros, compañeras, aunque venga del Océano Índico, todos los peces llegan cada vez más pequeños. Con ello quiero lanzar un mensaje a la vez pacifista y naturista: PASA DE LA CARNE!



  • Urkullu dice que aunque está en contra del ejército español, lo suyo es que los atuneros vascos lleven militares españoles

    30 de octubre de 2009, por gengis

    ¿y porqué Iñigo no habla con los chicos del comando Donosti y que «apatrullen» ellos?.. ¿poqué no se hacen brigadas de radikales, tan kojonudos para quemar cajeros y se van con una trainera a defender «al pueblo vasco»?...

    ¡Fuera el Ejército de Euskadi....pero de la Marina...no hemos dicho nada...!...



Volver arriba
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.