En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

Morris Berman: «Alrededor de 2040, Estados Unidos será una potencia de segundo o tercer nivel»

Infomoc

Sección:EEUU
Miércoles 9 de enero de 2008 0 comentario(s) 1664 visita(s)

http://historiantes.blogspot.com/20...

Este post está dedicado a la entrevista realizada por La Prensa Gráfica a Morris Berman, sirviendo de un valioso complemento al artículo publicado anteriormente: Morris Berman y la Edad Oscura Americana. Gracias al aporte de Ricardo Vladimir Montoya, podemos comprobar con las explicaciones que salen de la boca del autor, los por qués de su visión pesimista y cuasi apocalíptica sobre el futuro de los Estados Unidos, y por extensión del mundo entero. A continuación podéis leer la entrevista:

Es difícil entender el título de su libro, “La fase final del imperio”, cuando Estados Unidos parece estar ahora en el punto más alto de su poderío militar.

No solo la mayoría está en desacuerdo con la idea de que Estados Unidos (EUA) está en declive, y no quieren siquiera escucharla, sino que no es fácil de entender, y no hay voluntad de ver los hechos. Además, la gran mayoría de los estadounidenses no lee. Como sostengo en el libro, los imperios caen en un proceso en el que se pueden identificar etapas, y hay algunas que vemos ahora en este: el triunfo de la religión sobre la razón, la atrofia de la educación y del pensamiento crítico, el uso de la tortura como medio de imposición de ideas demuestra eso, y finalmente, la marginación política y económica de nuestra cultura y de nuestro país. De hecho, creo que alrededor de 2040 puede ocurrir que EUA ocupe un lugar como una potencia de segundo o tercer orden, pero eso es un pronóstico. Lo demás que planteo son hechos.

No solo habla de un declive difícil de entender, sino de que puede ocurrir en unas tres décadas.

Intentemos resumir algunos hechos que dejan dudas acerca de los argumentos de poderío que mencionaste al principio. Mira lo que pasó desde 1940 hasta hoy. El poder de ahora es un ápice del poder estadounidense de entonces, aunque hoy tengan más soldados. Desde la Segunda Guerra Mundial, EUA nunca hizo la guerra contra un enemigo igual. Eso es muy interesante, y eso sostiene la creencia de su poderío. Contra la URSS nunca hubo una confrontación militar directa. Solo ha ocurrido con los países que no eran importantes militarmente, Corea, por ejemplo, y no hubo victoria. Vietnam, un fracaso; y hoy por hoy, Iraq y Afganistán. Iraq es una broma, nunca hubo una verdadera amenaza. ¿Qué hacen con estas guerras inútiles y que no pueden ganar? Ahorita hay guerras en Afganistán e Iraq, y, con números en mano, no hay capacidad para otra. ¿Ese es su poderío militar?

Más de 300,000 soldados desplegados por el mundo parece una buena capacidad.

Pero solo restando esas fuerzas puedes hablar de un poder estadounidense real. Pero fíjate en otras cosas en las que nadie repara al darle el trono mundial a EUA. Un líder de un pequeño país de Suramérica, sin gran poder, ni mucha importancia, Hugo Chávez, declara en la ONU que George Bush es el diablo y el público aplaude. Hace 20 años, la CIA lo hubiera matado en dos días. No existe aquel poder, lo que existe es voluntad de creer que lo hay. EUA está agotado. Con Ronald Reagan empezó el crepúsculo, ahora estamos entrando a la decadencia.

Habla con una seguridad que parece de adivino, más que de historiador.

Sí, lo hago porque los datos lo revelan. Es interesante que a menudo alguien me pregunte cuál es la diferencia entre mis libros y la obra de Michael Moore o Noam Chomsky. Es obvia: yo soy un pesimista, y ellos tienen una esperanza. Pero para mí no hay esperanza de un renacimiento. Seré más claro: no hay en la historia un ejemplo de un imperio que haya podido dar reversa a la trayectoria de su declive en el punto y con los síntomas del declive que muestra EUA.

Pero Chomsky y Moore ya son bastante pesimistas.

Ellos tienen un optimismo de fondo, y su base es el pueblo estadounidense, pero para mí es una gran colección de imbéciles. ¿De cuál fuente podemos creer que ellos son la esperanza?

Justifique el insulto, por favor.

La más reciente encuesta sobre la historia estadounidense arrojó que casi el 50% del pueblo dice que nuestro enemigo durante la Segunda Guerra Mundial fue la Unión Soviética, y Alemania fue nuestro aliado. Más: un 52% de la población cree que sería una buena idea hacer guerra contra Irán. Después de todas las mentiras en la guerra contra Iraq, y la gente pide guerra. Solo se cree lo que el Gobierno dice. “Hay armas en Iraq. ¡Guerra!” Ahorita, el Gobierno dice lo mismo otra vez: ¡Irán! ¡Guerra! El 11% de los jóvenes no pueden señalar a su propio país en un mapamundi.

Hablando de números, al menos habrá de reconocer el poderío militar a Estados Unidos.

Es una ilusión, como Roma en el período romano tardío. Es solo apariencia. Hay sobreextensión militar. No es posible defender cada frontera, enfrentar cada guerra, y lidiar con nuevas amenazas. El poder es una ilusión. En la realidad no alcanza para todas las necesidades que se han creado. Si no, mira la frontera con México, donde cada año hacen falta más militares.

La bonanza económica es otra ilusión, asegura usted también.

Claro, y esos son datos que casi todos saben, pero pocos leen como es debido. Por primera vez en 20 años el dólar estadounidense está valuado como el dólar canadiense. El déficit comercial es tan grande como la deuda nacional. ¿Quién va a pagar? No hay dinero para hacerlo. Si hubiera una población inteligente y las estadísticas que mencioné fueran falsas, quizá hubiera una esperanza, pero no lo son. Y ni un presidente como Bush ni un gánster como Cheney pueden cambiar esto. Es el calco del imperio romano tardío. Una situación desesperada con unos emperadores idiotas.

Un imperio cae y otro nace. Eso también lo dice la historia, ¿no?

Claro, y creo que por los datos que se ven, China y la Unión Europea pudieran tomar el liderazgo dejado por EUA, y este pasar a ser una potencia de segundo nivel. Que nadie espere una caída de un día para otro. No son por decreto las caídas de los imperios. Son procesos.

“Quizá estamos a un ataque terrorista más de un Estado policial”, dice usted en el libro.

Ya tenemos un Estado policial en papel. Todas las leyes que permiten la tortura, la anulación del hábeas corpus y muchas más. Un nuevo ataque y esto se haría efectivo todos los días. Hace un año hubo una encuesta de Gallup sobre actitudes de la población hacia los musulmanes: 39% de la población pidió que los musulmanes lleven una carta que los identifique como musulmanes. ¿Por qué no una estrella amarilla o una marca en la muñeca? ¡Por Dios!

Es decir, un Estado policial solicitado por una parte de la población.

Es lo que digo, y creo que está bastante demostrado. Lo único importante es la seguridad. Muchos imperios cayeron por apresurarse en sus miedos. Se vale torturar, anular derechos, todo. La encuesta de 2003 de la Universidad de Connecticut arrojó esto: 46% dijo que había demasiada libertad de prensa; 26% dijo que ningún medio debía publicar nada sin previa autorización del Gobierno; 31% pedía que se prohibieran las manifestaciones antibélicas durante la guerra en Iraq; y el 50% pensaba que el Gobierno tenía el derecho de restringir la libertad de culto de algunos grupos religiosos. De ahí se deduce que la percepción de la tortura no es tan negativa entre la población.

¿Por qué hace tanto énfasis en el tema de la tortura como prueba del declive?

La mayoría de la población estadounidense sigue creyendo que no hay tortura, a pesar de que se ha demostrado que hay una cadena de sitios donde EUA la practica. A mí me parece interesante cómo esto demuestra la negación de hechos reales. Y sin ese reconocimiento no hay forma de revertir ningún proceso. Cuando un imperio se cae esto se ve, esta es la apariencia de un imperio que se cae. Así de desesperados se vienen abajo, cometiendo errores y revolcándose en ellos.

Sigo sin entender.

Es que cuando no hay un propósito verdadero, real y justificable, los imperios empiezan a utilizar estos métodos. Es su maniqueísmo, lo bueno y lo malo, y lo malo no tiene que justificarse, se castiga de cualquier forma. Los enemigos imaginarios, la tortura, esta paranoia es parte de un panorama inconfundible de caída, tanto como la religión fundamentalista.

¿Fundamentalistas? ¿Pero esos no eran los enemigos?

No, hay fundamentalismo y lo hay en el Gobierno. Hace dos años, la revista Time demostró que el 62% de la población aún cree que Cristo va a venir y salvarnos, y el 59% asegura que las profecías apocalípticas de Juan en el Libro de las Revelaciones ocurrirán. ¿Eso no es fundamentalismo cristiano? Además, Bush no es enemigo de los fundamentalistas, es un gran amigo, y su oposición a la investigación científica y su permiso para que líderes religiosos lo guíen es algo típico de esos fundamentalismos que dice atacar.

Bueno, pero habla de republicanos. ¿Esperanza en los demócratas?

Te respondo con lo que dijo uno de mis autores favoritos: Gore Vidal escribió hace 20 años que para entender la política en EUA es necesario entender solo un hecho: que hay un partido con dos alas derechas. Es un cambio de estilo, no de sustancia. Un ejemplo: al principio del mandato de Clinton, su esposa trató de cambiar el sistema de salud. Fue un gran fracaso. En junio, gracias al diario La Nación, se demostró cómo sus enemigos de antes, las compañías farmacéuticas, le financiarán la mayor parte de su campaña. La diferencia entre demócratas y republicanos es insuficiente para paliar lo avanzado del proceso de declive.

Hablemos del último pilar de sus justificaciones: EUA se queda solo en el mundo. Eso sí cuesta creerlo.

La condición de la economía es lo más importante. Hay un decaimiento. Será muy difícil mantener esta posición de poder. Es necesario para ello mantener una estructura interna de fuerza. Muchos aliados piden dinero. Cuando a EUA, China y Japón le cobren la deuda, o que la pague con más celeridad, sus amigos irán desapareciendo. El informe del FMI de 2004 concluyó que EUA se precipitaba hacia la insolvencia. China ya nos suplantó como principal destino de inversión extranjera. Como Roma, nos endeudamos con cargo al futuro. Y mientras, cuando muchos abundamos en deudas, nos dedicamos a desoír al resto del mundo, y tomar medidas unilaterales y guerras sin consentimiento que nos endeudan más y nos alejan del resto de países. Esto ocurre así, con contundencia, desde el 11 de septiembre.

“Los terroristas ya ganaron. Aceleraron la trayectoria descendente”, escribió.

Ya ganaron. Osama ha de estar celebrando. Todo le resultó perfecto. La reacción de EUA debilitó a EUA. Nunca hubo, antes del 11 de septiembre, terroristas en Iraq. Hoy es un nido. Bush tuvo que haber hecho lo opuesto.

FUENTE
MARTÍNEZ, Óscar. EUA tiene la apariencia de un imperio que cae [en línea]. [San Salvador]: La Prensa Gráfica, 2007 [Consulta: 26/12/2007]
http://www.laprensagrafica.com/enfoques/949296.asp

IMÁGEN
Portada de la edición estadounidense de La Edad Oscura Americana. [s.n.].Morris Berman, Dark Ages America; The Final Phase of Empire (New York: Norton, 2006), 385pp. [en línea]. [s.l.] journeywithjesus.net, 2007 [Consulta: 06/01/2007]

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.