En un océano de manipulación navegantes antimilitaristas se encuentran en una isla virtual de desobediencia, noviolencia y construcción de la Paz
Secciones
> Informativa
  Movimiento 15M
> Observatorio de conflictos
  Iraq
  Palestina
  Colombia
  EEUU
  Guerra y mujeres
  Infancia y guerra
  Varios
  Afganistán
  Libia
  Costa de Marfil
  Siria
  Mali
  Sáhara Occidental
  Ucrania
  Turquía
> Campañas
  Objeción Fiscal al Gasto Militar
  Desobedece a las guerras
  Contra la I+D Militar
  Comercio y producción de armas
  Juguete bélico
  Feminismo y antimilitarismo
  Locales
  Varios
  Banca
  Educación para la paz
  La guerra empieza aquí. Parémosla desde aquí
  Recortar lo militar
  Contrarreclutamiento
> Documental
  Talleres
  Historia del antimilitarismo
  Noviolencia
  Objeción de conciencia
  Recursos gráficos
  Recursos multimedia
  Teoría política
  Represión
  Medio Ambiente
  Mujeres y antimilitarismo
  Anticapitalismo
  Instituciones militares
  Varios
  Intervencionismo humanitario y misiones de paz
> Cajón de sastre
  Humor
  Creación
  Comentarios gráficos
  Contactos
  Varios
> Solidaridad entre los pueblos

El Ejército de EEUU obliga a sus soldados heridos a utilizar una videoconsola en su recuperación

’Soldado, le ordeno que juegue a la Wii para recuperarse’

Sección:EEUU
Domingo 19 de agosto de 2007 0 comentario(s) 1451 visita(s)

Médicos estadounidenses aconsejan utilizar la Wii para la rehabilitación de soldados y lesionados

J. F. - Madrid

Cuando los ejecutivos de Nintendo decidieron sacar una consola que consiguiese atraer a nuevos públicos probablemente no estaban pensando en el ejército norteamericano, que ahora utiliza la consola para la rehabilitación de sus soldados heridos en combate.

Según cuenta un blog de fanáticos de la Wii , existen varios casos que demuestran las ventajas de la Wii para recuperar la forma. En el ejército estadounidense, en algunos casos, su uso es obligatorio en la rehabilitación. Así, los médicos ordenan a los militares que cada semana practiquen con la Wii.

Distinto es el caso del soldado Shawn Roberts, que sufrió graves lesiones tras un accidente de coche en Kuwait el pasado mes de abril. Él la utiliza no sólo para estar activo sino también para mantener la mente distraída. «Sabes que es sólo un juego, pero cuando te quieres dar cuenta, estas inmerso completamente en él», apostilla Roberts.

Para lesiones de deportistas

En el Instituto de Rehabilitación de la Hermana Kenny de Mineápolis, el tenista semiprofesional Jerry Pope, de 77 años, está jugando a la Wii en su periodo de rehabilitación y asegura que le está ayudando para la vuelta a las pistas de la vida real.

«Es la primera vez que me pongo frente a un videojuego», asegura Pope, quien no se siente motivado por las terapias convencionales de rehabilitación física. Su mujer Gloria explica que su marido ha recuperado la forma gracias a la máquina de Nintendo.

Albert Liaw, un boxeador de 34 años, sufrió una lesión que acabó con su carrera pero con el Wii Boeing está recuperando movilidad en su brazo izquierdo, lo que le permitirá reciclarse como entrenador.

Menos dolor, más tono muscular

En el Hospital de Rehabilitación Glenrose en Edmonton (Canadá), la Wii es un complemento a otras terapias. El doctor Grigore Burdea de la Universidad de Rutgers, asegura además que el juego ayuda a sus pacientes a mitigar los niveles de dolor.

Incluso la CNN se ha hecho eco de estas historias. En un reportaje, contaba la historia de Ruth Ebert, de 82 años, que está entusiasmada con Wii Sports, especialmente con el juego de tenis, que le ha ayudado a recuperar el tono muscular.

La ’Wiimanía’ está llegando también a otros lugares insospechados, como cruceros o gimnasios . Va a ser verdad que la última creación de Nintendo ha conseguido llegar a nuevos públicos.

Diario El País

Comenta este artículo   Volver arriba

Nota: los comentarios ofensivos podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación

   
Volver a la página Principal
Ver comentarios
Spip Sitio desarrollado con SPIP v1.9.2 , un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Licencia de Creative Commons Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons, mientras no se indique otra cosa.